Plaza Mayor
  • La emblemática zona madrileña acoge una intervención del artista urbano SpY con motivo del proyecto Cuatro Estaciones
  • La obra estará en funcionamiento hasta el 1 de octubre

Desde hace unos días la capital luce diferente, más ocre que de costumbre. En concreto desde el pasado viernes 22 de septiembre, comienzo oficial del otoño en todo el hemisferio norte y, por ende, en Madrid. Hojas caídas, colores ocres y amarillentos, temperaturas agradables que poco a poco darán paso a los primeros días fríos antes del invierno…

Pero no sólo los árboles y aceras de la ciudad han sufrido un cambio con la llegada de la estación otoñal, también lo ha hecho la Plaza Mayor de Madrid, que en su cuarto centenario ha inaugurado una gran pradera para dar la bienvenida a la nueva época del año. El motivo no es otro que el proyecto Cuatro Estaciones, que a lo largo de este año ha propuesto cuatro intervenciones en la mítica plaza bajo la organización del Consistorio madrileño.

El artista urbano SpY es el encargado de protagonizar la intervención otoñal con una propuesta urbana que pretende recuperar el esplendor y la vida que tanto ha caracterizado a la Plaza Mayor desde sus inicios allá por 1617. Para ello ha ideado una gran pradera de 3.500 metros cuadrados a la que puede acceder cualquier viandante durante las 24 horas del día y sentarse para disfrutar de una jornada única ya sea descansando, leyendo un libro, charlando con los amigos o, incluso, realizando un picnic.

La instalación permanecerá abierta al público hasta el 1 de octubre, tras lo cual se procederá a su retirada y a la vuelta a la normalidad de la Plaza Mayor hasta la llegada del próximo invierno, momento en el que se realizará la última intervención de Cuatro Estaciones.

¡Dense prisa y disfruten de la plaza!

Dejar respuesta